más de ayer (un poco más tarde)

Estándar

Me fui a encontrar con Vero a la escuela, a buscar un material, y después, como consiguió otro trabajo, quería festejar. ¿Dónde? ¿Cómo? Tomando un helado en McDonald’s (de ahora en adelante, Krusty Burgers). Allá fuimos. Mientras ella hacía la cola, yo subí a ver si conseguía lugar. Mientras iba subiendo la escalera, además de cruzarme con decenas de niños que peligraban el equilibrio de otras bandejas, me iba invadiendo un vaho… un olor a gurisada jugando en medias en el pelotero… Estaba bastante feo, y además no había mesas. Así que bajé y le comuniqué eso a Vero. Acordamos salir a tomar afuera el helado. Y me dejó haciendo la cola mientras ella iba al baño. Me dio $40, pero resulta que los conitos chotos de Krusty Burgers ¡¡¡salen 25 mangos!!! Y todavía me los dieron rápido, así que tuve que quedarme esperándola con los dos helados en las manos en medio de Krusty… Muy raro. Terminamos sentándonos en una parada en 18 de julio a comer.

Después ella se fue y yo seguí. Entré a Tiendas Montevideo a cambiar unas pantuflas que mi madre le compró a Berni. Le pregunto a una muchacha si se podrán cambiar y me dice: “no creo… igual zapatería es allá al fondo”. ¡Mismo que podría ahorrarse la negatividad inicial, si no tenía idea!! Bruja. Después, al fondo, una que me dio poca bola me dijo que no había más grandes de ese color, pero que primero tenía que pedir el cambio, así me daban una boleta, y recién después acercarme a ver qué había… ¡eso no tiene mucho sentido! si no encuentro algo mejor, puedo ir a otra sucursal, ¿no? Igual mientras me alejaba hacia la cola, me iba diciendo que le quedaban rosadas… genial. Y en el mostrador, esperando que alguien me atendiera, veo un cartel que dice que los cambios se hacen con la boleta. Y yo no tenía boleta. Me fui a la mierda. Y mi madre no encuentra la boleta. ¿Alguien quiere pantuflas?

Ya frustrada, me metí en algunas expos buscando una campera negra para mí y algo más que no puedo decir, y no encontré nada de eso. Por suerte mi recorrida de compras terminó bien (tengo un cuento para hacer pero lo dejo para después del 10 de julio).

Hoy al mediodía fui con mi madre y mi hermana a la feria de Villa Biarritz, y finalmente me compré la campera negra.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s